domingo, 3 de julio de 2011

Ciervo volante macho

Esta tarde, de ruta en bici, nos hemos encontrado con un ejemplar muerto de ciervo volante. Como se puede ver por el tamaño de sus mandíbulas era un macho. Por el estado de conservación del cadáver, y dado que como adultos viven entre 15 días y un mes, es posible que este ejemplar muriera tras llegar al final de su ciclo vital.



Restos de un macho de Lucanus cervus


Esta especie está protegida en España, así que si os encontrais con uno, por favor, no lo mateis. Son inofensivos para los humanos, ya que son xilófagos (se alimentan de la madera), por lo que no hay que dejarse impresionar por esas mandíbulas tan poderosas. En las hembras las mandíbulas son pequeñas, pero es que los machos las utilizan además para combatir entre ellos para así poder acceder a las hembras, de ahí su tamaño.
Recordad que como especie protegida que es no se debe capturar. Tampoco sus restos, ya que aunque el ejemplar lo encontreis ya muerto, no teneis manera de justificar que ya estaba muerto cuando lo cogisteis, y podeis meteros en un lío ( a no ser que lleveis un notario a vuestro lado que lo atestigüe).

Uno de los principales problemas de su conservación radica en la desfragmentación de su hábitat, los bosques.


Algunas páginas de interés sobre esta especie tan emblemática:

  • http://www.asturnatura.com/especie/lucanus-cervus.html
  • http://entomologia.rediris.es/gtli/

Fotos: R. Domínguez

2 comentarios:

ASHEGA dijo...

El jueves pasado pille uno "ahogado" y enterito en Pontillon, cuando fui a buscar mi coche despues de limpiarlo descubri que me lo habian "limpiado"..

Maeglin dijo...

Yo estuve este finde en Toledo en un curso de murciélagos, y una biologa, se llevó uno que encontró. Cuando le comenté lo de que no se pueden llevar ni vivos ni muertos como que se me rio en la cara y dijo "pues que me pare la guardia civil"...en fin...subnormales everywhere